LA ESPERANZA.

LA ESPERANZA

La esperanza no es simular que no existen los problemas, sino la forma más exacta de encontrar las soluciones a los problemas que nos brinda la vida cotidiana.

Es la confianza de saber que las complicaciones no son eternas, que las heridas curarán, y las dificultades se superarán. Es tener fe, es una fuente de fortaleza y renovación absoluto de nuestro interior, la que nos guiará desde la oscuridad hacia la luz.

Cuando el amor profundo de tú vida no te quiere, cuando la llamada que esperas nunca llega, cuando no consigues el trabajo que deseas, cuando no recibes la invitación que esperabas; el mensaje no es que no te lo mereces o que no eres importante, el mensaje es que tú mereces algo mejor. Cada vez que sientas decepción por no recibir lo que deseas o esperas, no lo veas como rechazo o mala suerte, simplemente piensa que es una oportunidad para obtener algo  mucho mejor de lo que esperabas en la vida.

La existencia está hecha de millones de momentos, vividos de mil maneras diferentes. Algunos, buscamos amor, paz, armonía, comprensión, ternura. Otros sobrevivimos día a día, semana a semana, mes a mes, y de año a año. Pero no hay momentos más plenos que aquel en el cual descubrimos con alegría, que la vida, con sus constantes alegrías, y sus penas, debe ser vivida a plenitud día a día.

Aunque vivas en una mansión de muchos dormitorios, rodeados de riquezas y subalternos que te sirvan a plenitud, o en una casita pequeña y humilde, o luchemos de mes a mes para pagar el alquiler, tenemos el poder absoluto de estar totalmente satisfechos, y vivir una vida con verdadero significado.


Día a día, semana a semana, mes a mes, año a año, tenemos ese poder absoluto, gozando cada momento que nos ofrece la vida, y regocijándonos de cada sueño. Porque, cada día es nuevo y flamante, y podemos empezar de nuevo y realizar todos nuestros más anhelados sueños, en un mundo futurista. ¡Hoy es un día maravilloso para ser feliz!

Comentarios

Entradas populares de este blog

El día que Velasco quiso invadir Chile. Percy Zapata Mendo.

Alférez peruano capturó Arica: “VENGO A IZAR LA BANDERA” (1971). PERCY ZAPATA MENDO.