PLANNED PARENTHOOD: ¿DERECHO DE GÉNERO O ESTAFA?

PLANNED PARENTHOOD: ¿DERECHO DE GÉNERO O ESTAFA?

Por mucho tiempo el llamado movimiento feminista, muchas veces apoyado abiertamente por los socialistas, ha enarbolado las banderas de la equidad de género como la punta de lanza de su oposición a las normas establecidas por la sociedad. Lo que no saben quienes apoyan estas causas, es que muchas veces están basadas en juicios muy particulares, o peor aún en traumas. Se oponen como si debatir fuera sinónimo de insulto. Lanzan adjetivos y mencionan que cualquiera que se oponga al aborto está imponiendo su moralidad, sus creencias o su posición.  “Se nos dice que es el derecho de la mujer a controlar su cuerpo. Pero no se dice que el niño no nacido también tiene derecho a la vida, libertad y búsqueda de felicidad” decía el ex Presidente estadounidense Ronald Reagan. Pero este no es un tema de religión, sino esencialmente constitucional y político.

Vayamos por partes. La equidad es un objetivo en la sociedad digno de ser alcanzado. Todos queremos que a todos se nos considere igual. Pero, apoyar a un grupo específico bajo el pretexto de equilibrar su posición en la sociedad es algo distorsionado. La llamada discriminación positiva, no hace más que mantener las  diferencias, no significa cambio en la estructura. Así,  defender cuotas de mujeres en partidos políticos,  tener cuotas de contratación laboral, o buscar legalizar el aborto en pro de los derechos de la mujer, resultan todos pretextos mal enfocados en este anhelo de equidad. El hecho de “tener” que elegir a una mujer en estos contextos por sobre otros individuos, resulta un acto obligatorio, sin opción, y lo que hace es hacer invisible sus carencia. Elegir por elegir, elegir para llenar, sin contar con capacidades, experiencia, visión. Eso resulta igual o peor que discriminar.

Mejor resultaría guiar, aconsejar, elaborar leyes “piso” y financiar proyectos gubernamentales en esa línea. Pero cuando uno argumenta ello, los movimientos socialistas y feministas, si es que hay diferencia alguna, lancen ataques contra cualquier opositor, acallando debate alguno.

Lógicamente no somos ajenos ni ignoramos cuando existen casos de violación o de riesgo de vida para la madre. En estos episodios, bien es una alternativa a seguir. Pero, lo que nunca se dice es que el aborto es una decisión individual de la mujer, si ninguna otra excusa que la de no querer un hijo/a. Eso digno de cualquier otro acto ilegal.

Existe una diferencia entre libertad y libertinaje. Libertad es el derecho de hacer lo correcto en pro de la persona, como bien decía Friedrich Hayek. Libertinaje es hacer lo que uno quiere, una suerte de libertad negativa total, en términos de Isaiah Berlin. Esto quiere decir, tratar de ser libre sin ninguna atadura. Eso no es posible, uno es libre en relación a algo o alguien. El buscar hacer lo que venga en gana es ignorancia y anarquía, y las sociedades no se rigen por esto cánones.

¿Y qué pasa entonces cuando se financia el aborto?, ¿cuándo existe una mayoría considerable opuesta a ella? Sería acaso mejor, si se llegase a considerar normal (que no lo es), ¿que lo financien enteramente los privados?  La discusión no debe ser si en los vídeos se dijo esto o aquello, o si en verdad se hace lo que se dice. La discusión debe ser cómo se ha llegado a considerar el aborto, y no solo la venta de tejidos fetales -sí, tejidos fetales- como prácticas deseables en las sociedades actuales.

“He notado que cada uno de los que se opone al aborto es ya un nacido”, decía el ex Presidente estadounidense Ronald Reagan.

Fuente:

http://www.lucidez.pe/portada-editorial/editorial-planned-parenthood-derecho-de-genero-o-estafa/

Comentarios

Entradas populares de este blog

El día que Velasco quiso invadir Chile. Percy Zapata Mendo.

Alférez peruano capturó Arica: “VENGO A IZAR LA BANDERA” (1971). PERCY ZAPATA MENDO.